Estilo de vida Fitness Slow-life

Beneficios físicos y mentales de practicar yoga

👉🏻Yoga diaria: el equilibrio físico y mental que necesitas

La ciencia lo avala: hay muchísimos beneficios físicos y mentales de practicar yoga diariamente. A veces resulta dudoso que la práctica de algo tan básico (pero que puede ser tan complicado según subas de nivel) como hacer yoga 15 minutos al día, pueda darnos tantos aspectos positivos y ayudarnos con nuestro equilibrio interno. Pero es cierto, y hoy os voy a intentar aportar un poco más de luz sobre el asunto. 

encontrar el equilibrio interno: beneficios de practicar yoga

Los beneficios mentales del yoga para liberar estrés y ansiedad💆🏻

Suele ser normal que cuando practicamos un deporte, intentamos centrarnos únicamente en los beneficios físicos que nos van a aportar, y nos olvidamos de la importancia que tiene prestar atención a los factores mentales.

En primer lugar, está demostrado con numerosos estudios cómo mujeres con ansiedad, estrés post-traumático y estrés, mejoraron significativamente sus síntomas tras introducir el yoga en sus vidas.

beneficios mentales de practicar yoga contra el estres y ansiedad

Aunque es verdad que no está exactamente claro por qué beneficia tanto mentalmente a diferencia de otros deportes(aunque todos son buenos para la mente), se cree que se debe a esa insistencia de centrarse en el momento y encontrar la paz mental que tanto hace el yoga.  Esas técnicas ayudan mucho a reducir la ansiedad, y si la persona consigue aplicarlas diariamente, su ansiedad se reducirá. 

Otros beneficios para nuestra mente del yoga: ser más feliz y centrado👇🏻

En segundo lugar, a parte del mayor beneficio mental del yoga nombrado anteriormente, está también demostrado (podéis leerlo aquí si os interesa), que su práctica aumenta notablemente los niveles de serotonina, también conocida como la hormona de la felicidad.

Esto es algo muy propio de cualquier tipo de ejercicio físico, y nos permite sentirnos mucho mejor tras la práctica del mismo. 

encontrar el equilibrio interno: beneficios de practicar yoga

En tercer lugar, al centrarse tanto en el equilibrio interno y la paz mental, la práctica de yoga permite que consigamos centrarnos mucho más durante nuestro día a día, porque aprendes a incorporar técnicas de respiración y de mindfulness sin darte cuenta, en los demás aspectos de tu vida. 

Personalmente, puedo decir que he notado muchísmo estos dos beneficios tras empezar a hacer yoga (hace ya más de un año), incluso a nivel básico, y solo con 15 minutos diarios. ¡Probadlo!

🧘🏼‍♂️Equilibrio, flexibilidad y tonificación: los beneficios físicos de incorporar yoga a tu vida

Finalmente, os traigo los aspectos positivos que tiene esta práctica físicamente. Y no son pocos. De hecho, son tantos que voy a centrarme en los 3 principales.

Primero, es comúnmente sabido que yoga es igual a flexibilidad. Y aunque hasta la persona menos flexible del mundo puede iniciarse en esta práctica, es cierto que tu flexibilidad aumenta de manera exponencial cuando comienzas a hacerlo de manera continuada. 

Después, otro de los más nombrados es el equilibrio. Muchas de las posturas requieren conseguir ese balance corporal que a veces hace muy complicada la práctica. pero que te llena de alegría cuando consigues mantener una de las posturas imposibles. 

 Por último, he oído muchas veces eso de ”yo no hago yoga porque necesito ponerme en forma, así que voy al gimnasio”. Si algo caracteriza al yoga, es la cantidad de prácticas diferentes que hay. Hay algunas muy centradas en la parte mental, pero otras mucho más en los beneficios de tonificación, fortalecimiento de los músculos y quema de grasa. 

beneficios físicos de practicar yoga: aumentar flexibilidad

Si no confías en que esto sea cierto, te reto a ponerte una clase de yoga intensa. ¡Verás cómo acabas sudando y al día siguiente te duelen músculos que no sabías que existían! 

Espero que os haya gustado el artículo de hoy. Si queréis saber más sobre yoga, aquí os dejo un enlace a otros artículos. ¡Nos leemos!

También puede gustarte...

Deja una respuesta